Carlos Villarrubia

Carlos Villarrubia (L'Hospitalet de Llobregat, 22 de julio de 1955). Escritor, compositor, periodista, autor multimedia, viajero, cosmopolita y alma nómada. Gran parte de su vida transcurre en l’Hospitalet.

Investigador de formatos creativos, explora todos los lenguajes emocionales. Ha participado como autor en más de 50 libros como Placeres compartidos, Afectos en acción, Zona sensible, Bye bye lágrimas (en colaboración con Silvia Marsó y Ginés Liébana), Cuaderno de Habaneras, La isla del ensueño, Iris Lázaro, La mirada radial, Arquitectura y vida de fronteras, Lo más pop, Penumbrales de la Romeraca, El libro de los ángeles (donde colabora con Miguel Bosé, Luis Racionero, Nacho Cano, Paco Nieva). Autor de los monólogos Barcelóca y Será leyenda, luego interpretados por Silvia Marsó y Paola Dominguin. Creador del grupo cultural La Empresa Invisible. Miembro del consejo de redacción de Álbum letras artes, donde ha publicado más de 60 ensayos sobre pensamiento emocional y viajes. Sus temas ilustran films como Tatawo, Balseros o Eneadrama. Actor también en el film Eneadrama.

Autor de más de 500 canciones interpretadas por más de 100 artistas como Martirio, Mayelín, Lucrecia, Banda Caliente, Cómplices, Miguel Ríos, Chago Melián, Carme Canela, Cómplices, Hilario Camacho, Ángela Muro, Los Manolos, Pedro Javier González, Los que no escarmientan o José Antonio Ramos. Autor de los musicales Ángeles y demonios, María de Candelaria, Viva Vivaldi. Guionista-reportero en programas de TV como El arte de vivir, Por querencia, Por la ruta de los vientos, Signos del olivo, Mano a mano, o Vostè pregunta. Director de audiovisuales. Conferenciante. Director de encuentros de creación afectiva en Ecocentro-Madrid. Colaborador en tertulias radiofónicas y televisivas. Presentador de eventos culturales. Explorador de lenguajes emocionales, director de talleres de expresión anímica. Alma nómada. 

Con acento sentimental 

  LA MUJER REAL VIENE A VERME

de Carlos Villarrubia

Photo by Photo by A L L E F . V I N I C I U S Δ  

La mujer real viene a verme de improviso.Baja de los pedestales, se ofrece en vendavales de ternura porque la escucho con la atención de quien la siente en las verdades de la complicidad. Quizá-acaso-tal vez hemos abierto las auténticas puertas del amor. Ya no hay disfraces ni diminutivos forzados. Me mira con sus ojos gigantes y los dos notamos nuestros acentos en modo acuoso.Algo sobrecoge los pasos erráticos de los corazones ambulantes.Sí, la mujer real ha venido a verme, a sacudirme con su hidromasaje de besos adivinos; yakuzi para el alma adormecida. Quiero creer que no fue inútil el camino andando entre el humo y el azar. Sé que somos algo más que niebla. No inventamos más nido que el que nos ofrece una cama de estrellas y las sábanas de una que hormiguean por los pies descalzos.No hay que correr a ningún lugar para buscar las claves de la realidad, no hay que esconderse de nada.Me apasionan como a ella las pasiones pero no nos devoramos con la prisa.Sí, la mujer real ha venido a verme-Ya no es un cartel en la autovía de los sueños, ni una estación de reposo en el on the road again.Hay ocános de luz en su geografía, calas remotas que con mis dedos tamborileros acierto de cuando en cuando a descubrir.Soy algo más que aventura, soy claridad en sus dudas.Sí, la mujer real- a pesar de todas las distancias-ya viaja en mi corazón como yo camino travieso por los rincones secretos de sus íntimos deseos. Y ¡que viva la vida¡ 

Carlos Villarrubia

  • Facebook - Black Circle

© 2017 by www.hildafusion.com   

  • Facebook - Grey Circle
  • Instagram - Grey Circle
  • Twitter - Grey Circle
  • YouTube - Grey Circle